La Xunta, a través de Infonadal Consumo, lleva a cabo actuaciones específicas de inspección y análisis que se centran este año en los juguetes con imanes, los destinados a menores de 3 años y las grilandas
Galicia es líder en la vigilancia y control del comprado, siendo una de las comunidades que más productos peligrosos detecta cada año
En el 2016 se realizaron en el Laboratorio más de 10.200 ensayos detectándose un total de 79 productos inseguros
Para realizar un consumo responsable se aconseja elaborar un presupuesto con la cantidad disponible y comprar con antelación, conserva los tíckets de compra o comprobar que los juguetes cuentan con el marcado CE
Santiago de Compostela, 13 de Diciembre de 2017.-

El Instituto Gallego de Consumo (IGC), dependiente de la Consellería de Economía, Empleo e Industria, tiene en marcha una nueva edición de la campaña Infonadal Consumo, que tiene por objetivo garantizar la seguridad de los productos y proteger los derechos de los consumidores de cara a las compras de Navidad.

A través de esta iniciativa, se refuerzan las actuaciones de control del mercado que realizan durante todo el año de manera coordinada la inspección de Consumo y el Laboratorio de Consumo de Galicia.

Los controles, que se están realizando este año en el marco de Infonadal, se centran en los juguetes para menores de tres años, los juguetes con imanes y las guirnaldas. De este modo se garantiza al máximo la protección de los consumidores gallegos durante el Navidad, época en la que se incrementa la venta de productos para los más pequeños.

La inspección de Consumo es la encargada de tomar las muestras en el mercado, que posteriormente se envían al Laboratorio de Consumo de Galicia, el único que es oficial y público, acreditado por la Entidad Nacional de Acreditación (ENAC) para el análisis de este tipo de productos. En caso de que se constate que alguno presenta riesgos, se procede a notificar a la Red de alerta de productos de consumo no alimenticios (SIRI), un sistema de información que funciona a nivel nacional y europeo y que permite la rápida adopción de medidas de reacción coordinadas para garantizar la seguridad de los consumidores, como la inmovilización del producto, la retirada del mercado o la modificación de aquellas características que lo convierten en inseguro.

Por otra parte, el Instituto Gallego de Consumo también intensifica la vigilancia en el cumplimiento de los deberes de los establecimientos que ponen sus productos a disposición de los consumidores: indicación de precios, etiquetado, publicidad o existencia de hojas informativas.

La puesta en marcha de la campaña Infonadal Consumo se enmarca en la intensa labor de control del mercado que realiza durante todo el año el Instituto Gallego de Consumo, que sitúan a Galicia como una de las comunidades que más productos industriales peligrosos detecta cada año. Así, a lo largo del pasado 2016, se realizaron en el Laboratorio de Consumo de Galicia más de 10.200 ensayos en 524 productos de consumo analizados, y el IGC comunicó a la red de alerta nacional un total de 79 productos, situándose cómo una de las autoridades autonómicas de Consumo que realizan más notificaciones. Entre los productos notificados, cabe señalar que 27 eran juguetes, toda vez que en los análisis e inspecciones se presta especial atención a los productos destinados a los consumidores más vulnerables.

En lo que va de año se analizaron 406 productos. Se comunicaron a la red de alerta nacional 57 productos de los que 28 fueron juguetes.

Consejos para comprar los juguetes

A la hora de comprar los juguetes, el IGC resalta una serie de consejos para garantizar la seguridad y la idoneidad de los mismos. Así, resulta fundamental comprobar que sean acomodados a la edad y a las habilidades físicas del niño, y asegurarse de que disponen del marcado CE.

También hay que comprobar que en la etiqueta figura el nombre y la dirección del responsable del producto, leer las instrucciones de manejo y las advertencias, y constatar que la etiqueta y las instrucciones están por lo menos en castellano. Además, se debe asegurar que no tengan bordes cortantes, y que los juguetes eléctricos no tengan fuentes de alimentación de más de 24 voltios.

En general para las compras de estas fechas, desde el Instituto Gallego de Consumo se recomienda elaborar un presupuesto con la cantidad disponible para gastar, comprar con antelación o hacer un uso responsable de las tarjetas de crédito. También se recomienda exigir y conservar el tícket o factura, atender de forma reflexiva la información publicitaria, y poner atención a la información que figura en el etiquetado de los productos, especialmente a la que se refiere a fechas de consumo, conservación e instrucciones de uso.

En lo relativo a las compras por Internet, hay que elegir siempre formas de pago seguras, ya sea por transferencia, tarjeta o a través de plataformas especializadas, y en cualquiera caso, comprobar si al inicio de la barra de direcciones aparece “https”, lo que indica que la página está utilizando una conexión segura. Entre otros consejos, también se recomienda elegir en primer lugar aquellos establecimientos que exhiben estar adheridos al Sistema Arbitral de Consumo, pues en caso de tener que reclamar podrá resolver el conflicto de forma rápida y gratuita.

Temática:
ProductosJuguetes