Un crédito personal es lo que solicita cualquier persona a una entidad financiera para cubrir gastos o pagados. El consumidor tiene que devolver la cantidad prestada junto los intereses que se le exijan. Mientras un crédito al consumo se vincula la una compra o a la contratación de un servicio y se firma a través del empresario que vende el producto u ofrece el servicio. 

Temática:
Serv. financieros y seguros